jueves, noviembre 02, 2006

Elecciones catalanas: notas rápidas

Escribiré en más detalle esta tarde, pero dejo aquí unos apuntes:
  • Como dije, ha habido relativamente pocos cambios. Nacionalistas (CiU, ERC) y no nacionalistas (PSC, IC, PP, Ciutadans) siguen sumando el mismo número de diputados. Las opciones de coalición siguen siendo las mismas (tripartito, nacionalista puro y sociovergencia) que en las últimas elecciones.
  • La he pifiado pero bien prediciendo el resultado de Ciutadans. Un 3% sigue siendo un número realmente escaso, sin embargo; no es una ola de antinacionalismo. Ver punto anterior.
  • No esperaba que el PSC cayera tanto; Ciutadans ha picado tanto del PSC como del PP, parece.
  • Mucho votante de Esquerra se ha cansado de infantilismo y se ha ido con el viejo nacionalismo.
  • Iniciativa se beneficia de ser el único miembro del tripartito sin tendencia a hacer el mandril. Bien por ellos.
  • Como dije cuando Jordi Sevilla llamó a Montilla charnego, presentar un castellanoparlante no era una buena idea.
  • Pactos: no veo a nadie con demasiado entusiasmo para pactar con ERC, la verdad. Veremos si hay sociovergencia (algo que no interesa al PSC) o gobierno nacionalista (algo que no veo favorezca a los republicanos); costará.
En fin, prometo escribir algo más sobre el tema... más tarde. Hay negociación para rato, así que tenemos tiempo...

7 comentarios:

Alex Guerrero dijo...

El problema de montilla no era que fuera castellanoparlante. Era que


A) ese no era el debate ahora (nadie iba air a votar "esta vez sí" para demostrar que un castellanoparlante, o una mujer, puedan ser presidents), sino juzgar los 3 años de Tripartit.

B) Montilla es un tipo gris, sin carisma. Ayer se le oyó gritar por primera vez en 4 años.

Telémaco dijo...

Sugiero la lectura de un análisis estadístico interesante sobre los resultados.

Anónimo dijo...

Bah, un análisis totalmente vano, telémaco. Para empezar, suma los votos de C's y del PP. Lo único claro de estas elecciones es que el "antinacionalismo" ha ganado votos. Decir que ICV y PSC no son nacionalistas me parece el traje nuevo del emperador. Probablemente no sean nacional-socialistas, pero son nacionalistas.

La apuesta de ZP y adláteres es clara, y fracasa una y otra vez. Intentan que surja un partido ultraderechista en Catalunya. Lo llevan claro, lo único que han conseguido es "alguien tan ultraderechista como Acebes", uy que miedo.

La tumba del catalanismo está próxima. El coste del nacionalismo se va a notar cada vez más. Y si por casualidad llega una crisis, se dejará notar mucho más todo ese dinero (antinatural, como diría el Papa).

Egocrata dijo...

Parece que todo lo que no sea atacar furibundamente las lenguas regionales y las barretinas es ser un nacionalista opresor. Joder macho, decir que José Montilla, Manuela de Madre y Celestino Corbacho defienden el uniformismo étnico es sencillamente patético.

Hay dos partidos nacionalistas, ERC y CiU. Han sacado el mismo resultado en agregado que hace tres años. Desde hace 25, los nacionalistas sacan el mismo porcentaje de votos.

Egocrata dijo...

Por cierto, aún con los problemas que tiene usar los datos agregados (que mencionas), el analisis es francamente interesante, Telémaco. Falta ver cómo se confirma con las encuestas en detalle, pero es un buen analisis preliminar.

Telémaco dijo...

No sé como resultará con Montilla, pero Maragall es claramente nacionalista desde mi punto de vista. Y eso contrasta con el electorado del PSC, hasta tal punto que ha tenido que surgir un nuevo partido para cubrir ese hueco.

Ignacio dijo...

Hombre, después de la pasada legislatura no creo que sea un disparate decir que el PSC se ha pasado con armas y bagajes al nacionalismo.

Durante todos estos años, cuando gobernaba CiU y dedicaba una gran parte de recursos y esfuerzos a construir la nación, pensábamos (al menos desde fuera) que cuendo gobernase el PSC eso cambiaría, que serían un gobierno regional normal dedicado a gobernar, no a dar encarnadura a mitos a base de millones.

No ha sido así: no sólo no han modificado ninguna política de construcción nacional (en educación, en cultura, en selección de personal o de beneficiarios de subvenciones) sino que han adoptado la postura básica nacionalista de que hace falta siempre más autogobierno.

Podemos decir tranquilamente que se han hecho nacionalistas, sí.

Y como después de gobernar los ha vuelto a votar mucha gente, debemos deducir que o bien sus votantes están por debajo del umbral mínimo de discernimiento o bien son nacionalistas.