miércoles, agosto 22, 2007

"Leales" servidores

Si alguien se pregunta cómo de inofensivo es Gallardón y sus peticiones de ser diputado, me remito a lo que escribía hace una temporada sobre cómo funcionan los conflictos internos en un partido.

No, la petición no tiene nada de inocente. Y más si tenemos en cuenta que los alcaldes pueden ser diputados, pero no los presidentes autonómicos. Y ya se sabe que el jefe de la oposición mejor que esté en el parlamento...

2 comentarios:

Butzer dijo...

Hombre, ya sabemos todos que Gallardón lo que se dice tonto, no es. Solo está posicionándose "por si acaso".

Auténtico dijo...

Recuerdo que cuando Bono fue candidato a Secretario General del PSOE muchos decían que uno de sus grandes problemas era no ser Diputado, al contrario que Zapatero. Dicen que Hernández Mancha de AP también tuvo problemas con eso.

El hecho de poder participar en el día a día parlamentario y enfrentarte con tu adversario político te da muchas posibilades. Por supuesto que va con intenciones Gallardón. Es su oportunidad.