miércoles, enero 02, 2008

Respondiendo a la Iglesia

La manifestación del fin de semana, por anacrónica que pareciera, merecía una reacción del PSOE. La respuesta de hoy del partido ha sido más que buena, y me parece que debería ser el núcleo de una pregunta insistente de la prensa a Rajoy.

Si la Iglesia quiere dar marcha atrás en cuestiones como el aborto, divorcio y matrimonio homosexual, que exija al PP que incluya eso en el programa electoral con el mismo entusiasmo. Si los conservadores no lo incluyen en sus propuestas (no lo tienen; en eso su program era el mismo que el PSOE), la iglesia debería ser consecuente y pedir la abstención.

Veríamos entonces a qué está dispuesto el PP con tal de ganar las elecciones. Las encuestas señalan que Rajoy está aún con (remotas) opciones básicamente porque el electorado conservador es más fiel que el progresista. Es hora de ver si los populares realmente son esos neocatólicos que prometían o lo suyo es un elaborado juego de ambigüedades. Si la Iglesia quiere ver sus ideas en política, que las pida en serio, y que critique a todo aquel que se desvie. Los socialistas deben asegurar que el apoyo del carpetovenismo obispal a Rajoy tenga un precio: o abraza el ultramontanismo, o no lo tiene.

Y sí, eso implica atacar al PP por no incluir involuciones en su programa. Faltaría. El PP no puede ir por el mundo ahora pretendiendo ser un partido centrista inofensivo, con toda la mierda que han lanzado esta legislatura. No pueden andar disimulando sobre quién pretenden tener en su gobierno legislando a estas alturas.

A todo esto, siento decirlo, pero Izquierda Unida no es un voto útil. Ya sé que suena cruel, etcétera, pero si un potencial votante de Llamazares prefiere a Zapatero antes que Rajoy en la Moncloa, su voto será mucho más eficaz para asegurar este resulta si va al PSOE que si va a IU. La influencia del pequeño grupo parlamentario no valdrá para nada si el PP es el que se mete en la Moncloa.

Ya sé, el malvado abrazo del oso socialista. Qué quereis que os diga; la ley electoral es la que es.

17 comentarios:

Telémaco dijo...

¿Buena la respuesta del PSOE?.El comunicado del PSOE desliza una idea que ya apunto ZP hace un tiempo (dijo algo así como " Los valores de la ciudadanía son los que deciden libre y responsablemente quienes representan a los ciudadanos"). Concretamente afirma "La legitimidad de los valores y de las reglas de la convivencia emana de los principios y procedimientos constitucionales", que es otra manera de enunciar el mismo aterrador principio.

Porque el estado no puede legitimar valores, en ninguna de las posibles acepciones de legitimar. El estado establece límites a la conducta de los ciudadanos, pero no delimita (mucho menos determina) lo que deben pensar. Aceptar que es el estado el que construye el sistema de valores de los ciudadanos me parece un concepto autoritario.

Egocrata dijo...

Nótese que no enlazo el comunicado (que es bastante flojo) sino unas declaraciones de José Blanco.

Aún así, el decir que el estado establece límites de conducta a los ciudadanos en sentido estricto es también autoritario. Lo que pienso determina lo que hago; si creo que llevar ropa es algo maligno y voy en pelota picada, siendo detenido por escándalo público, estamos en las mismas. :-).

Lo que está claro es que la Iglesia no tiene derecho a veto o a ser policia moral sobre lo que vota el parlamento, que es lo que dice el comunicado (de mala manera). Si el parlamento (electorado) decide que el matrimonio homosexual, divorcio o aborto debe ser permitido, la Iglesia no tiene derecho a exigir que eso se cambie. Si tu moral te prohibe hacer eso, no lo hagas; no pretendas que el estado imponga eso a todo el mundo, como pretenden los obispos.

Gulliver dijo...

Es absurdo pensar (y no digamos exigir) que para que la Iglesia apoye al PP este tenga que aceptar al 100% la doctrina y exigencias del obispado.

Desde un punto de vista pragmático la Iglesia sabe que tiene más posibilidades de influir en política apoyándose en un partido con posibilidades de ganar que en un partido ideológicamente más puro pero marginal. Puede que el PP no vaya a dar marcha atrás en ciertas políticas, pero tampoco va a avanzar hacia el laicismo. Si para los obispos el PSOE es el Gran Satán, el PP es el mal menor.

En política el pragmatismo lo es casi todo, sino todo, como sueles recordar por aquí de vez en cuando. Eso implica no tirar piedras contra tus propios aliados.

En cambio van por buen camino todas las críticas en el sentido de que la Iglesia quiere imponer la moral católica (aborto, divorcio, matrimonio homosexual) a todos los españoles, incluidos los que no comulgan con sus creencias.

JavierM dijo...

Los obispos deben estar temblando por la "contundencia" de la respuesta del psoe...

Ahora que tu argumento para no votar a IU es de traca. Lo decía Legina el otro día en su blog: si el único argumento de campaña va a ser el Que Viene La Derecha, apañados vamos. Lo mismo hay que recordar lo útil que fue votar al psoe en navarra... para que siguiera gobernando la derecha.

Egocrata dijo...

Gulliver, ya sé que la Iglesia ve al PP como mal menor. La cuestión es que es forzar al PP a retratarse. Que digan públicamente cuál es su postura en esos temas: si no cambiarán las cosas, mal para ellos ya que una parte del electorado montañés se cabreará. Si dicen que si, pierden por el centro.

El PSOE está dejando vivir al PP en la ambigüedad gratis. Es hora de recordar a los ciudadanos que esta moderación es contraria a lo que han dicho y hecho toda la legislatura.

Sobre IU, qué quieres que te diga. No es "que viene la derecha", es el "precio" en votos por escaño. Un escaño de IU vale un riñón, uno del PSOE vale menos. Si prefieres izquierda a derecha, es mejor "invertir" tu voto en el partido que te da mejor retorno en representación efectiva, creo yo.

Gulliver dijo...

El PSOE provoca a sus adversarios, el PP entra al trapo, se retratan como beatos meapilas y pierden votos moderados. Parece más una bonita fantasía que una estrategia.

Pero aunque el PSOE diga misa, el PP no tiene por qué retratarse y seguramente no lo hará. Saben que los montañeses son votantes fijos que votarán a quien haga falta con tal de que no ganen los demoníacos socialistas. Es más bien hora de cuidar el voto moderado.

Por lo demás de lo que ha dicho Pepe Blanco a demostrar convincentemente que “esta moderación es contraria a lo que han dicho y hecho” el PP toda la legislatura hay un gran trecho. Al contrario, Blanco está diciendo que el discurso del PP es DEMASIADO MODERADO.

Demasiado retorcido para resultar convincente o para que el mensaje cale.

Augie March dijo...

Egócrata,

los católicos españoles pueden decir misa, nunca mejor dicho. Como si es el club de fans de Bisbal.

Según entiendo, criticas en tu post que el PP no haga propios los postulados de la Iglesia Católica. Mira por donde, nos ha sorprendido a los dos, aunque a mí de manera muy grata: siempre es de agradecer un amago liberal, aunque sea así como sin querer.

Me extraña de ti, que tantos post has dedicado a la apología del electoralismo y del todo-vale-por-ganar-unas-elecciones. El PP se ha encontrado con este regalo sin sospecharlo. Es más, la emisora de los obispos (joder, COPE es más corto, ¿no?) ha reaccionado como se supone que un grupo de presión debe reaccionar, sólo como reacción. Como si fueran mineros asturianos, vamos. Era su obligación.

El trasfondo de esto lleva al punto de partida de siempre: Zapatero se pisa los cojones al caminar. Fui injusto al comparar a Zapatero con Evo Morales o Chávez: ZP es mucho peor estadista. Nadie podía imaginar mejores circunstancias para llegar al gobierno que las que se encontró Zapatero. Y fíjate la que ha montado él solito.

Y otra más, ¿existe algo más patético que un gobierno en disputa con una religión occidental? ¿Existe algo más lamentable, anacrónico e infantil que la postura gubernamental, cagándose por la pata abajo? Sí, podemos decir que ha sido un comunicado del PSOE y no del Gobierno, pero estas polémicas retratan perfectamente la legislatura que acaba.

En fin, feliz año.

Hobbes dijo...

Nada, si se prefiere izquierda a derecha sale más a cuenta votar a ERC. El "precio" de sus escaños es menor que el de IU y es una formación que con total seguridad no va apoyar iniciativas conservadoras del PP (o incluso las de centro-derecha con las que sale el PSOE cada vez más a menudo).

Además, como de catalanismo no hacen más que ir dando de vez en cuando algunas declaraciones para la pose (porque son más bien autistas en este sentido), no se corre riesgo alguno de que "se rompa españa" ;)

Tvrtko dijo...

Hay que recordar que, también de aredo a la Ley Electoral, en según qué provincias es más asequible para Izquierda Unida que para el PSOE arrebatar un escaño al PP.

Lo cierto es que el PSOE teme mucho las reacciones del adversario, sobre todo si se monta en los desnores del dogma. El anticlericalismo, como el republicanismo, es palabra tabú. Incluso para los insultos del PP.

Egocrata dijo...

¿Gobiernos occidentales a fostias con la Iglesia? En todas partes. En Francia es casi una tradición, y mira que Iglesia y Estado andan separadas. Italia ni te cuento; sudaron para sacar una ley de parejas de hecho. En Alemania el otro día andaban con no se qué de parejas del mismo sexo. En el Reino Unido igual, es una costumbre. Lo hacen todo el rato.

Y ni te hablo de Estados Unidos. Espera a que el siguiente presidente hable de aborto o parejas de hecho.

JavierM dijo...

Si se trata de convertir las elecciones en un manual de economía podíamos empezar por despedir al Presidente de la empresa:mira tu que legislatura se ha marcado el tío y que poca ventaja competitiva ha sacado a la empresa de enfrente. Si el balance al final es como las municipales lo mismo Bono se piensa eso de no poner la otra mejilla y se lanza a degüello para hacerse con la mayoría de las acciones de la empresa.

Claro que puede ser un desastre mayúsculo si al final, por copiar descaradamente el producto de la competencia de la derecha, -que si hubiera un tribunal de la competencia como dios manda multaría a los dos partidos-, perdiera las elecciones pero pudiera gobernar con el apoyo de la izquierda. Seguramente preferiría a Rajoy en la moncloa, claro, que para eso se creen que son presidenciales y ya se atreven a repartir los cargos de Pte de congreso.

Alatriste dijo...

Que la iglesia prefiere a los populares es obvio. Lo que no es tan obvio es el objetivo de la concentración del día 30...

Sospecho que es la jerarquía católica la que se ha hartado de ser utilizada por el PP, y que uno de los propósitos de la concentración era dejar claro que no están a las órdenes de Rajoy sino al revés, que el sector ultra del PP está a las órdenes de la iglesia y de su "brazo armado" en la COPE, y asegurarse de que Rajoy no podrá orillar el programa de Benedicto XVI y Rouco Varela, a saber, abolición del divorcio (excepto el otorgado y cobrado por la iglesia, claro), prohibición total del aborto (y si hay peligro para la madre, Dios la premiará en el cielo), criminalización de la homosexualidad, clase de religión obligatoria y computable para selectividad (de modo que el cura pueda decidir si Menganito entrará en Medicina o no) y lo que se les ocurra luego... porque si el PP gana, la iglesia clamará que España ha votado católico.

El día 30 la Iglesia, además, actuó como bloque. No fue el obispo tal, o el cardenal cual. Si algo quedó claro es que lo que allí se decía, lo decían todos, la Iglesia como institución. Es grave que por primera vez desde que hay libertad la Iglesia haya entrado de lleno en política a ordenarnos qué votar y qué leyes debemos darnos. El 9 de marzo no hay que olvidarlo.

En cuanto a Izquierda Unida, es muy cierto que la ley electoral la perjudica, y que debería ser modificada. Pero es igual de cierto que IU jamás ha sabido o querido utilizar ese deprimente número de votos de izquierda que una elección tras otra es como si acabaran en la basura (y en ello el caso del año 2000 es sangrante) y ha preferido quedarse sentada, no hacer nada útil, y limitarse a tristes lamentos, cuando la misma ley proporciona salidas para sus problemas.

IU _jamás_ ha querido coaligarse, ni con el PSOE ni con partidos nacionalistas, ni a nivel nacional ni a nivel autonómico.

IU _jamás_ ha querido retirar sus candidaturas en las provinicas donde no tiene ninguna oportunidad.

IU _jamás_ ha querido un pacto como el de UPN con el PP, que le permitiría tener sus propios diputados y grupo.

IU _jamás_ ha querido retirar sus candidaturas de ciertas provincias a cambio de puestos en las listas del PSOE.

Por no querer, IU _jamás_ ha querido siquiera un pacto de legislatura estable con el PSOE, ni siquiera proponiendo que a cambio se modificara la ley electoral.

Una y otra vez, cuando el PSOE busca a Izquierda Unida, IU le cruza la cara. La teoría de "las dos orillas", y todas esas tonterías según las cuales solo IU es de izquierdas en España y el PSOE es tan de derechas como el PP.

Pero cuando el PSOE se harta y deja a IU por imposible, entonces ¡resulta que somos hermanos...! Por desgracia, en realidad es evidente que para la dirección de IU lo que somos los socialistas es primos.

JavierM dijo...

Ala-que-triste, parece que te ha podido la vena socialista y has derrapado.

La ley electoral es injusta con Iu lo mires por donde lo mires. Y el psoe ha renunciado a modificarla porque los dos grandes beneficiados de esta ley hecha a propósito para dejar a los comunistas de la transición fuera de juego, son en psoe y sobre todo el pp. Sobre todo el pp. Repito: sobre todo el pppppeeeppppppeeee. Así que cuando en marzo ganéis los socialistas por votos pero perdáis en escaños acordaros de mirar a la izquierda en busca de una oferta que se hizo y fue rechazada.

El resto de argumentos son la misma tontería argumental de hace años, que repiten los nobles del psoe cada vez que pueden: el voto útil.

¿A cuento de que IU tiene que renunciar a presentar candidatos en todo el estado? ¿A cambio de qué?

Iu gobierna en coalición con el psc y con ERC. También con el PNV y EA. No me vengas ahora a decir que nunca se ha querido coaligar con otros partidos porque denota mucha falta de información.

Enfocas mal las negativas a coaligarse. Es el Psoe el que nunca ha querido mirar un pacto estable de gobierno. Mírate las hemerotecas de inicio de esta legislatura sin ir más lejos. ¿Porqué? Porque implica cambios en política económica y eso lo prefiere pactar con la derecha nacionalista. con el pnv o con CIU. Así de sencillo. El psoe ha preferido siempre mirar hacia su derecha que a su izquierda, más que os duela reconocerlo.

Alatriste dijo...

Mira, javierm, la ley electoral es injusta, eso es lo primero que yo dije.

Sin embargo, atribuirlo a un acuerdo del PP y el PSOE no es serio. El sistema es de antes de las primeras elecciones, de 1975-1976. Había un grupo que controlaba el poder y que más tarde se convirtió en un partido llamado UCD, que decidió el sistema electoral que se emplea en España desde entonces y lo hizo antes de saber con exactitud a quien beneficiaría.

Esto no quiere decir que no tuvieran una idea aproximada, desde luego... el sistema prima el voto rural sobre el urbano, lo cual dificilmente podía favorecer a la izquierda, y a los grandes partidos sobre los pequeños, probablemente una excelente idea en 1976 aunque a la larga hayan surgido efectos nocivos.

Pero fue concebido antes de las primeras elecciones, en un periodo en el que se creía que en el Parlamento habría por lo menos cuatro fuerzas a grosso modo comparables. Luego y para sorpresa general los franquistas, Fraga y sus "siete magníficos" de AP, cosecharon un sonoro fracaso electoral, mientras que en la izquierda resultó que después de 40 años el PSOE seguía siendo el partido hegemónico muy por encima del PCE. Y acabamos en una situación de bipartidismo imperfecto que dudo mucho que fuera la intención inicial.

Eso, por un lado.

Después, el voto útil no es una tontería, a menos que la realidad sea una tontería, claro. Las cosas se empeñan en ser como son, y pedir a seres racionales que decidan su voto sin considerar las consecuencias previsibles de sus actos es, como diría el señor Spock, ilógico.

Y entre esas cosas que son como son están que IU se niega a llegar a acuerdos antes de las elecciones, y se niega presentarse a unas elecciones en coalición con nadie. Mencionar las coaliciones posteriores a las elecciones cuando estamos hablando de los escaños que regalamos a la derecha a causa de la Ley Electoral, francamente, no viene a cuento. Y cuando este "nadie" no es el PSOE sino todas las fuerzas de izquierda del país, pues entonces creo que es IU la que tiene que plantearse seriamente algunas cosas, porque bien está que IU crea que está demasiado lejos del programa del PSOE para pactar, pero ¿Lo está también de los programas de los demás? ¿De ERC, de BNG, de Aralar, de la Xunta... de todos, todos ellos?

No se lo tome como un desafío, pero me gustaría que alguien me contara cuál es la diferencia que ha hecho imposible durante más de 30 años que IU se presente coaligada con Esquerra Republicana, por ejemplo.

Estamos tan acostumbrados a ello que casi parece normal, un hecho de la vida, pero no es para nada normal, y mucho menos cuando se calculan los beneficios electorales que hubieran resultado.

En cuanto al año 2004, le diré mi opinión personal: sencillamente, IU pide la luna. Tiene solo 5 diputados, que por si solos no le sirven para nada al PSOE, y un senador, uno nada más; si no fuera por la ayuda del PSOE, ni siquiera tendría grupo parlamentario. Y a cambio de asegurarse un apoyo tan endeble exige condiciones draconianas, del todo incompatibles con CiU, PNV y CC.

IU tiene derecho a demandar lo que quiera, desde luego, pero pedir al PSOE que se resigne a perder _TODAS_ las votaciones en el Senado y la mayoría en el Congreso solo para dar gusto a IU no es realista. Es, como dije, pedir la luna.

Pedir una reforma de la ley electoral a cambio de cinco votos en el Congreso y uno en el Senado sería razonable. Pedir que su media docena de parlamentarios pesen tanto como unos 280 del PSOE entre congreso y senado, no.

Anónimo dijo...

Pratxanda dijo...
para la dirección de IU lo que somos los socialistas es primos.
Hombre! Después de lo de navarraaaaa... :-)

IU no pacta con ERC porque huele a azufre catalán para gran parte de su electtorado. (e IU huele a purines españoles para el olfato republicano) En Catalunya, pero, lo que ocurre es que hay espacio electoral para los dos, y casi casi compiten por el mismo tipo de elector. Ojo! Cuando ZP instale la sociovergencia (CiU+PSC en la Gene) no digo que se ajunten y vayan a por todas.

EGocrata, casi diría que se os ve nerviosillos a los socialistas si empezamos a estas alturas con el disco del voto útil dedicado a los llamaZARistas.


Cambio de ley electoral YA! En el PSOE son cortoplacistas y esperan la laiquidación de IU para pillar cacho. Si tuvieran lo qu hay que tener harían una ley electoral más representativa. A la larga facilitaría la salida de partidos de centro de ultradercha (Si, más que el PP) que si bien no les permitiría mayorías absolutas, les permitiría estar siempre en el ajo de (Casi) todos los gobiernos.

AH! y si la Iglesia tuviera ... lo que hay que tener montaba un partido político... con dos cojones! Nada de democracia cristiana, nada de PNV, nada de nacionalcatoliscismo de los peperos. Un frente amplio, bencedido desde los púlpitos como proopone Eulogiao López: AES + Familia y VIda + FE + ASIn + CTC.

Y que tiemble ACebes!

Alatriste dijo...

No me gusta responder a un anónimo, pero supongo que es usted javierm. Mayormente por la falta de educación de inventarse un mote con cada respuesta...

Muy gracioso el comentario sobre Navarra. Ande, ande, cuéntenos en qué les engañaron. Porque, y déjeme que le cuente como lo veo yo, al PSOE se le pedía que se embarcara en una aventura sumamente impopular y con un coste muy alto, confiado ciegamente en la lealtad de sus futuros socios; una lealtad que después del comportamiento de Carod Rovira y ERC en general, cotiza bajo mínimos.

Para mas inri, Nafarroa Bai no es un partido sino una coalición de tantos grupos, con intereses tan distintos, que habría sido un locura confiar en que sus 12 representantes respaldarían con un mínimo de disciplina al nuevo gobierno (y habrían hecho falta absolutamente todos en todas las votaciones para sumar 26 sobre 50, los 12 del PSOE, los 12 de NB y los 2 de IU). Sería como jugar a la ruleta rusa con cinco balas y un cartucho de fogueo.

Comprendo que a los socialistas navarros, y a la izquierda navarra en general, les resultase muy duro el rechazo de la dirección nacional, pero las cosas son como son, no como querríamos que fueran. Y la verdad es que no veo engaño por ninguna parte.

Pero, con ser gracioso el comentario navarro, el de que no pueden coaligarse con ERC ¡porque huele a azufre catalán! es realmente alucinante ¿Desde cuando IU en Cataluña no es nacionalista? ¿Y estamos hablando de la misma IU que ha entrado en el gobierno de Ibarretxe junto con partidos tan "españolistas" como el PNV y EA? Si el catalanismo huele a azufre, ¿A qué huelen los abertzales de derechas?

Pensándolo mejor, no me responda a eso; prefiero no saberlo...

En cuanto a que Zapatero va a instalar la sociovergencia, le aconsejaría no delirar en público. Para empezar no creo que pudiera, pero si pudiera y quisiera, que también tendría que querer ¿no cree que lo hubiera hecho ya? Artur Mas puede decir lo que quiera, y de hecho estamos hablando de la persona que en público exigía a "Madrid" que no interfiriera en la política catalana, después declaró sin ruborizarse que mientras decía eso intrigaba con "Madrid" a cuatro manos para que sí interfiriera, y ahora exige a "Madrid" que interfiera para regalarle la Generalitat... pero en cualquier caso el 10 de marzo, y suponiendo que sus votos sean decisivos, CiU se va a encontrar con dos alternativas: o apoyar al PSOE y venderlo como un ejercicio de responsabilidad, o apoyar al PP y acabar de suicidarse, porque aliarse con el PP ya les salió caro la primera vez, y a la segunda no va a colar lo de la repentina conversión a hablar catalán en la intimidad. Son cosas de la rígida política del PP, que no deja margen de maniobra a los demás partidos. A lo más que puede aspirar CiU, en mi opinión, es a unas cuantas carteras en un ejecutivo de concentración en Cataluña (que muy bien podría ocurrir, sobre todo si ERC obtiene el mal resultado que auguran las encuestas)

Alatriste dijo...

2º parte, que creo que ya era un mensaje demasiado largo.

Es cierto que la Ley Electoral debería cambiarse, y hay margen sobrado para ello sin necesidad de modificar la Constitución, porque limitándonos al Congreso aumentar el número de diputados a 400 añadiría 50, y reducir el mínimo de diputados por provincia a uno dejaría disponibles otros 50, pero soy muy escéptico sobre las posibilidades de que el proyecto fuera aprobado.

El PP votaría en contra, eso es evidente, primero porque sí y segundo porque un proyecto que reprodujera fielmente el voto de los ciudadanos aumentaría el peso de la izquierda y de los nacionalistas a costa del suyo.

El poder del PSOE también se vería reducido, pero dado que este efecto se vería más que compensado con el aumento de IU, el mal trago sería mucho más llevadero.

Pero es que es muy probable que los partidos nacionalistas votaran en contra, especialmente los de derechas como PNV y CiU. Les costaría encontrar excusas presentables, pero en fríos términos electorales el pequeño aumento del número de sus escaños no les compensaría por el aumento de los de Izquierda Unida. Su capacidad de influencia quedaría muy reducida.

Pero tal vez lo peor es que al pueblo llano le costaría mucho entender la reforma. Para quien no haya estudiado el tema y además se haya visto sometido a la machacona mentira de que los nacionalistas obtienen más escaños de los que les corresponden, cambiar la Ley Electoral se parecería demasiado a cambiar las reglas del juego en provecho propio. Es triste, muy triste, pero resultaría increiblemente fácil venderlo como una rendición a los separatistas y los radicales y los comunistas y los conspiradores judeo-ateo-masónicos que odian Ejjpaña y la familia cristiana compuesta por un hombre y una mujer y defienden a los malvados niños provocadores...

En cuanto a la Iglesia, y creo que me repito, es muy simplista verla como una y la misma cosa que el PP, y creo que la concentración del día 30 estaba dirigida aún más a demostrar su poder al PP y amenazarlo con que la Iglesia podía decidir hacer la guerra por su cuenta que a atacar al PSOE. Porque me cuesta mucho creer que los obispos, los cardenales y el Papa, los "príncipes de la Iglesia" sean colectivamente tan imbéciles que no entendieran que su pequeña fiesta seguramente iba a hacer más daño que bien al PP.