jueves, abril 24, 2008

La Bulgaria del Mediterráneo

El PP, escogiendo sus compromisarios para su congreso. No creo que nadie que conozca cómo funcionan los partidos se sorprenda demasiado, la verdad. Y sí, es "democrático". En teoría.

Que no desesperen los amantes de Espe, de todos modos. A veces estos inventos dan resultados curiosos e inesperados. Que le pregunten a José Bono.

5 comentarios:

Jessica dijo...

Lo que me sorprende (bueno, no: no me sorprende en absoluto) es la doble vara de medir que se gastan. El congreso regional en el que se eligió a Esperanza Aguirre como presidenta del PP madrileño, con el 95% de los votos y el mismo sistema de elección de compromisarios y opciones de presentarse para los candidatos que este... ¿no era un congreso a la búlgara?

Que se lo cuenten a Cobo, la mano derecha de Gallardón, que se quedó en el apeadero. Entonces no les oí protestar. ¿Cómo era eso de que el fin justifica no sé qué cosa?

Egocrata dijo...

¿Políticos con doble vara de medir? ¡NUNCA! Lo que pasa es que están jugando un partido de Calvinball y tú no entiendes las reglas.

Comunista, que eres una comunista.

;-)

Jessica dijo...

Políticos, periodistas (es un decir) y tertulianos.

Geógrafo Subjetivo dijo...

En los partidos, los estatutos y la democracia interna solamente les interesan al que está en la oposición "interna".

Luis dijo...

¿Se han preocupado medianamente del sistema de elección de líderes alguna vez en estos veinti muchos años?

Pues eso.

Las reglas dicen una cosa, la práctica dice otra y cuando hay conflicto hay llanto.