miércoles, febrero 20, 2008

Primary Colors (XXXVIII): buscando a todos

Obama sigue ganando, y de forma cada vez más convincente. Dejando de lado Hawaii, estado dónde vivió durante años, ayer le clavó a Hillay Clinton unos más que convincentes 17 puntos de ventaja en Wisconsin.

La victoria es significativa por varios motivos. Primero, es un estado que en un principio no le "cuadraba" a Obama: 87.5% blanco, con una población mayoritariamente trabajadora y pocos universitarios.

Segundo, Obama esta vez sí ha ganado en todos los grupos; ni siquiera el voto femenino se inclinó para Hillary (Obama sacó un 50%). Poco a poco los Clinton están perdiendo el apoyo de todos los grupos que consideran imprescindibles para ganar: rentas bajas, clase obrera y mujeres le dieron definitivamente la espalda en Wisconsin, siguiendo a esos hombres blancos que en teoría no votarían por un afroamericano.

Tercero, es la décima victoria consecutiva de Obama, algo que parece dejar claro que la vieja forma de hacer política de los Clinton está fallando. Tradicionalmente las campañas americanas se construyen a base de segmentar el electorado y buscar los votos de forma estratégica. Es por este motivo que se da toda esta importancia a los grupos sociales, bloques de voto y el quién- apoya- a -quién. "Voto latino", "swing states", "soccer moms", "NASCAR dads" y todo este encaje de bolillos que repiten los expertos tan a menudo.

La campaña de Clinton ha trabajado siguiendo estas recetas. Hay estados que cuentan, hay estados que no. Hay votantes que podemos ganar, hay votantes que damos por perdidos. Hay delegados por los que competimos, hay delegados que ignoramos alegremente. Obama, por el contrario, ha hecho una campaña literalmente de ir a por todos. No ha ignorado ningún estado; gaste mucho o poco dinero, su campaña ha estado organizando gente en todas partes (en un uso espectacular de internet; no lo valoré suficiente), poniendo voluntarios en todos lados y básicamente trabajando en todo el país.

El resultado ha sido el previsible, aunque ha pillado por sorpresa a todo el mundo: Obama va ganando a base de sacar petroleo en sitios donde nadie estaba buscando. A base de perder por relativamente poco en los lugares "estratégicos" (California, Nueva Jersey, Massachusetts) y ganar de forma consistente (y cada vez más clara) en todas partes, el tipo va ganando, y está en una posición de ventaja para ganar estas elecciones.El mes de febrero ha sido una victoria tras otra para Obama, que lejos de creer que los estados "cruciales" de Tejas y Ohio lo eran todo no ha hecho más que poner esfuerzo y energía en todas partes.

Diez victorias consecutivas después domina la cuenta de delegados, tiene a la prensa a sus pies y sólo puede perder la carrera electoral si Hillary gana al menos un 65% de todos lo delegados que quedan, algo que va mucho más allá de lo improbable. Si Obama no comete un error de bulto antes del 4 de marzo, puede ganar Ohio (muy similar a Wisconsin) y ser competitivo o incluso ganar en Tejas y cerrar la puerta a Clinton de forma definitiva.

Tengo que hacer números, pero estoy casi por decir que Obama ha ganado usando la más vieja de las tácticas políticas: Downs y su votante mediano. En vez de hacer una campaña calculada, específica y especializada, el tipo sencillamente ha ido a buscar votos a todas partes; el objetivo no han sido grupos o clientelas, pero una mayoría amplia. Y a base de ignorar a nadie, ha acabado creando una mayoría.

¿La previsión? Pues la verdad, aún no me atrevo a descartar a Clinton, pero lo tiene cada vez más crudo. Estoy por darles un 65-35 ya en vez de un 60-40. Nadie se esperaba que los Clinton, políticos veteranos curtidos en mil batallas, cometieran tantísimos errores, dándole victorias gratis a su oponente una y otra vez. Lo tienen difícil, pero nunca se sabe. El 4 de marzo, más.

3 comentarios:

Hobbes dijo...

Jaajaja k pringada la clinton. Se lo tiene merecido x cornuda ajjaja

Solo por curiosidad, es curioso k nadie haya usado en campaña los cuernos k le puso su marido hace años no?

Egocrata dijo...

Hobbes, una cosa. Esto no es un teléfono móvil. El alfabeto español tiene muchas letras, todas ellas fácilmente accesibles en un teclado convencional, y tiene unas normas de ortografía, que están ahí para que nos entendamos.

Si quieres seguir pegando patadas al idioma, por mi encantado, pero hazlo en otro sitio.

Sobre usar los cuernos de Hillary en campaña, no, no se ha utilizado. No es demasiado sorprendente, de todos modos; el infiel fue el marido, no ella. ¿De qué la puedes acusar? ¿De querer a su marido y no divorciarse? Como argumento electoral es una batalla absurda; no iría a ningún sitio.

Hobbes dijo...

Bueno, conseguiría dar la imaguen de mujer floja y debil k no tiene el carácter fuerte necesario para llevarse adelante un país y hacerse respetar x el resto del mundo. Toda la gente k busca un candidato fuerte y de buena estanpa no la votarían y así seguro k Obama ganaría las elecciones esta vez.

Creo k es un buen trapo sucio para sacarle y asi conseguir k pierda votos.



Por cierto: muy bueno tu blog me gustó mucho :) Felicidades!!!!!
Solo una recomendación, mira a ver si puedes instalar un corrector ortografico en el bloc pork así es mas facil ver cuando 1 se quivoca :D