domingo, julio 17, 2005

Tonterías autonómicas de la semana

Los articulistas de LD son una fuente inagotable de estupidez constitucional. Esto no sería grave (que digan lo que quieran, oiga) si no fuera por el hecho que la gente del PP parece que recoge todo lo que dicen y lo repiten al cabo de un rato.

Primero, Cristina Losada se luce diciendo tonterías como que el nacionalismo era una fuerza marginal en la transición. Será que no recuerda quien ha mandado desde el principio de los tiempos en Vitoria (el PNV) y quien lo hizo desde el principio en Cataluña (CiU), sólo para ser derrotada por el no-nacionalista (y quien diga lo contrario, no conoce el partido) PSC, con sus Corbachos, De Madre y Montillas. Si uno mira los resultados agregados de los partidos nacionalistas en Euskadi y Cataluña en los últimos 25-30 años, verá que su poder ha cambiado muy poco, así que de novedades, pocas.

A todo esto, cuando suelta eso de las ideas fragmentadoras, no sabe bien de lo que habla. O no se ha leido la propuesta de financiación de Jaume Matas (PP balear), que es un plagio de la del tripartito (vamos, que divisiones las tienen todos) o la reforma del PP Valenciano, que invoca derechos históricos y agencia tributaria propia. Lo que hay que oir. Todas las reformas que pide el tripartito catalán, por cierto, siguen a años luz del estatuto vasco, que tanto adoran por LD.

José García Dominguez usa el manido recurso del "inaudito en Europa" para hablar de cosas que pasan en Europa muy a menudo. El que un partido pequeño esté en una coalición y pida políticas a cambio de su apoyo no es chantaje, es la base del sistema parlamentario, y sucede constantemente. El sistema se basa en la formación de mayorías democráticas, y de chantaje hay poco; ERC no obtiene todo lo que pide (mirad el estatuto que llevaban en el programa, y la blanda reforma que se va a aprobar), y el PSOE maneja la mayoría de la agenda. ERC es muy consciente que si tiran demasiado de la cuerda se quedan sin un gobierno favorable rápido, y saben que no son lo únicos que pueden apoyar al gobierno. Ejemplos de partidos con un porcentaje pequeño del electorado hablando con el jefe del ejecutivo no son "inimaginables en Europa"; son el día a día en Italia, Holanda, Bélgica, Alemania, Dinamarca, Suecia, y tantos otros. Es un sistema parlamentario, así de simple.

Lo de decir que la reforma del estatuto es para crear una constitución de un estado independiente es sencillamente ridículo. Primero, porque aunque no se diga nunca, los estatutos de autonomía ya tienen ahora rango casi constitucional (reformas protegidas, nunca unilaterales desde el centro, alteran el sistema de reparto de poder), y segundo, porque como he dicho, comparado con el estatuto vasco o navarro, la reforma es de chiste.

Acaba, por supuesto, echando la culpa a uno de los demonios favoritos de la derecha en los últimos tiempos, la ley electoral, que califica (por supuesto) de única en Europa. Bueno, resulta que las 25 leyes electorales de los 25 países de la Unión son de hecho únicas; no hay dos leyes iguales. Ni siquiera hay unanimidad en mayoritario o proporcional (la ley española es un raro híbrido formalmente proporcional), listas abiertas o cerradas, o incluso dar un voto o más de uno por elector (los alemanes e italianos tienen dos, los irlandeses votan en orden de preferencia...).

Si quiere desplazar la ley española a algo más estrictamente mayoritario, el efecto apenas será perceptible, más allá de aniquilar a IU y quizás el BNG. En las provincias vascas y catalanas, los nacionalistas seguirían ganando toda la representación en cinco provincias fácilmente; con resultados ajustados, las coaliciones en Madrid serían igual de necesarias. Si los votos están concentrados regionalmente, no hay manera de sacar un partido del parlamento, a no ser que se intenten marcianadas como la circunscripción única (que sólo tiene Holanda, el paraíso de las coaliciones).

La "culpa" del poder del nacionalismo es de los votantes, no de otra cosa. Pueden llorar lo que quieran.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Egócrata, he constatado que este es uno de tus temas favoritos.

"El que un partido pequeño esté en una coalición y pida políticas a cambio de su apoyo no es chantaje, es la base del sistema parlamentario, y sucede constantemente."

Insisto en que el peso electoral de las minorías tiene muchas lecturas, y basar la defensa del sistema actual en el concepto de que es "legítimo" no hace más que empobrecer el debate. Por supuesto que es legal, incluso legítimo.

Cada cual cuenta la feria según le ha ido, y estoy seguro de que te rasgarías las vestiduras si Democracia Nacional llegara al gobierno en alguna comunidad en coalición con el PP. Si los del PP se quejan ahora del sistema electoral, pues no pasa nada.

Por cierto, José García Dominguez es mi "ciber articulista" favorito.

"Y es que escenas como la que acabamos de ver en La Moncloa, el representante del 2,5 por ciento del electorado dirigiéndose de igual a igual al jefe del Ejecutivo, resultan simplemente inimaginables en cualquier lugar de Europa."

Yo creo esto que escribe JGD da en la diana, y no se limita al recurso de "lo inaudito en Europa".

ERC es muy consciente que si tiran demasiado de la cuerda se quedan sin un gobierno favorable rápido, y saben que no son lo únicos que pueden apoyar al gobierno.

Aquí disiento. ERC sabe que la estrategia de apoyo condicionado y suspicaz (también conocido desde la derecha como chantaje) le va muy bien y no creo que la idea de salir del gobierno les asuste. De hecho veremos cuando la legislatura esté llegando a su fin. Reaparecerá el frentismo antiespañol y se radicalizará seguro. Saben que eso les reportará votos..

Rocamadour dijo...

Estimado Anonymous:

Reaparecerá el frentismo antiespañol y se radicalizará seguro. SABEN QUE ESO LES REPORTARÁ VOTOS...

Piensa un poco y te darás cuenta de que te lo estás diciento todo tú solito.

Por cierto, ya veremos a quién proporciona votos el nuevo centrismo del Partido Popular.

Egocrata dijo...

Si el PP pacta con Democracia Nacional me cabrearía, pero no diría que es inaudito (la extrema derecha ha estado en varios gobiernos en Europa) ni hablaría de chantaje ni paridas de estas. En todo caso me frotaría las manos por la ostia electoral que se darían en las siguientes elecciones.

Y lo de dirigirse de igual a igual... Carod va a la Moncloa sólo con peticiones, pero sin ningún poder real para hacerlas cumplir. No está en nigún gobierno. Es influyente, sí, pero comparado con ZP no tiene ningún poder real.

Domiguez sólo habla de inaudito y que Carod le cae mal. No responde ninguna de las críticas.

Trampu dijo...

Dudo que radicalizarse les reporte muchos votos. Lo que funcionó con Aznar no funcionará con Zapatero, y eso es obvio se mire desde la derecha o desde la izquierda. Y si no, al tiempo