martes, abril 19, 2005

El elitista ataca: ¿debemos autorizar arte idiotizado?

El elitista gafapastil y el liberal que habitan en mi persona entran en colisión con el siguiente debate. Uno ya no sabe qué pensar. A ver.

Desde hace unos meses, en Estados Unidos hay compañías haciendo dinero cogiendo DVDs, y editándolos para quitar las cosas que consideran indecentes, vendiendo las películas después como familiy friendly con un pequeño recargo. A escoger, uno quita los desnudos, sexo, obscenidades y/o violencia, y se mira el DVD con los chavales, seguro que no verán un par de tetas, o alguien siendo devorado por vampiros caníbales.

Lo que yo me pregunto es por qué alguien quiere alquilar o comprar un película, y mutilar voluntariamente lo que ve. Si crees que Kill Bill vol.1/2 es demasiado violenta, y eliminas toda escena donde hay sangre y/o se pronuncian tacos, aparte de quedarte una peli que dura quince minutos, no estas realmente viendo Kill Bill, y de hecho eres tonto profundo por comprar las pelis que no debes porque te ofenden. La verdad, el gafapastil que habita en mí impondría penas de carcel y/o extracción de globos oculares al idiota que hace esto.

Por otro lado, mi lado liberal- a- mi- no- me- importa- la- vida- de- los- otros me dice lo contrario. Si, hacer esto resulta una tontería profunda que mutila la visión del artista, pero oye, cada uno es cada uno. Si a uno la contemplación del cuerpo humano en pelota picada le produce tembleques pecaminosos profundos que deben ser evitados, adelante, que salte la escena. Si eso garantiza que a los cuatro (millones) de pervertidos restantes nos dejen en paz, por mi perfecto. De hecho, algunos liberales aquí lo defienden por eso. Mejor que el mercado actue y ofrezca los niveles de decencia que cada uno busca, que no tener a los tontos con Biblia que tanto abundan por aquí haciendo que el gobierno decida por mí. Cualquier cosa antes que el código Hays de nuevo, en otras palabras.

Parece increible que en Estados Unidos se tengan estos debates, oiga.

6 comentarios:

Carmen dijo...

Jajaja! Desde luego es una estupidez increible! La gente es tan retrógrada y snob que con tal de ver lo que se más suena sin problemas de conciencia se autopagan la censura.
De todas formas yo estoy con tu lado liberal: allá ellos! ;)
Un saludo!

Egocrata dijo...

Es una demostración que el mercado funciona, también. Y que el segmento de idiotas está en plena expansión.

:-)

Topgun dijo...

Egócrata,
Me da a mi que de liberal poco tienes. En esta frase: ¿debemos autorizar.....? revelas muy a las claras tus ansias intervencionistas y prohibicionistas tan propias de la izquierda. El liberalismo consiste en dejar hacer (aunque lo que hagan no te guste)

Egocrata dijo...

Je je. Mi conclusión es que mejor que la estupidez de autoregule que no que el Estado censure. Yo lo veo liberal...

Camarada Bakunin dijo...

Me siento en la misma tesitura que tú:
Como amante del arte en general y del cine en particular me parece una capullada del diez. Me parece como pintarle un bikini al Nacimiento de Venus, por ejemplo.
Pero como anarco-individualista tengo que reconocerme que cada cual puede hacer con su pasta lo que mejor le parezca. Mientras nadie me quiera imponer una versión censurada de algo, a mí plin.

Anónimo dijo...

Donde tienen gran aceptación las pelis "family friendly" es por America Latina. Algunos canales de cable censuran las pelis en castellano o alteran los subtitulos de las pelis en ingles (supongo que en otros idiomas tambien, pero no he podido comprobarlo cientificamente) para que sean aptas para todo publico.

Como ejemplo dire que pude apreciar una vez "Abre los Ojos" en versión para niños y le habian quitado todos los "joder" y "mierda". Un autentico martirio, darse cuenta que te alteran la pelicula. Curiosamente, se les habia escapado algun que otro "gilipollas", creo que no sabian lo que queria decir...

Cos