jueves, junio 23, 2005

Seguimos "ganando" la guerra...

El otro día Dick Chenney decía eso que la insurgencia está en las últimas por trigesimo octava vez en lo que va de guerra, pero parece que las cosas no están tan claras. Las bombas siguen explotando, los soldados americanos mueren a un ritmo cada vez mayor, y por más redadas con nombres imponentes que se hacen en ciudades llenas de terroristas, las cosas siguen sin cambiar.

Cad día hay un goteo de muertos. El mismo ejército reconoce que la insurgencia es cada vez más eficaz. Y las fuerzas armadas, totalmente profesionales, tienen graves problemas para cumplir con los cupos de reclutamiento. Parece que la guerra no se perderá en el campo de batalla, si no en Estados Unidos, cuando sencillamente no haya más soldados que quieran ir a Irak.

¿Cuántas veces nos han prometido victoria? El día del portaaviones, el día que se capturó a Saddam, el día del traspaso al gobierno provisional, el día de las elecciones, el día en que se formó nuevo gobierno... cada "evento" que debía convencer a los insurgentes ha resultado ser irrelevante. Voces en el ejército empiezan a reconocer que no pueden ganar militarmente. Claro está, tampoco pueden irse, a riesgo de enviar el país a la guerra civil. Mal si se quedan, ya que no se avanza (la producción eléctrica sigue por debajo de niveles de pre-guerra), mal si se van. ¿Por qué este pantano me parece familiar?

No será que el planeta entero no les avisara...