jueves, marzo 17, 2005

Por fin: retirando estatuas de dictadores

Debemos respetar la historia, pero no glorificar a los malnacidos que habitan en ella. Por fin, tras más de 25 años de vergüenza, se han decidido a retirar la estatua eqüestre de Francisco Franco de Nuevos Ministerios, en Madrid.

Seguro que algún nostálgico hablará de remover fantasmas, dejar los muertos en paz, y toda la historia, y señalará que los malvados rojos fusilarón a su abuelo y Dios sabe quien más. Vale. Eso no exculpa a Franco de todas condenas a muerte, el Valle de los Caídos (que es horroroso), y empezar la guerra. Era un asesino, un dictador. Y a estos no les dedicamos estatuas.

Por fin, una mancha del horror del pasado de Madrid se borra.

9 comentarios:

Nearco dijo...

A mi, que quiten estatuas de Franco o que homenajeen a Santiago Carrillo me afecta exactamente lo mismo. Es decir, cero. Ya es hora que se acabe de una vez esta caduca visión de las dos Españas que llevamos arrastrando 70 años y que una y otra vez políticos de ambas tendencias desentierran a su conveniencia.

don Federico dijo...

¡¡Yo adelanté la noticia!! ¡¡Yo adelanté la noticia!! ¡¡Mi Mañana fue la primera!! Estuve allí, estuve en Nuevos Ministerios viendo como sucedía todo. Impresionante documento. Estaban los del Grupo Risa y el colectivo juvenil del barrio Salamanca. Mi Blog se adelantó a todos.

Tyler dijo...

Pues lo de la estatua no me parece ni bien ni mal, es decir, no se puede negar lo evidente, las décadas de dictadura sufridas, y no podemos esconder el pasado, sin embargo me parece bien que se retiren los ídolos que ensalzaban al dictador.

Anónimo dijo...

Era impresentable tener la estatua de un genocida en el centro de Madrid. El tipo ese fusiló a mis dos abuelos.

A la mierda con la estatua.

Ah, y Santiago Carrillo hizo el cafre durante la guerra, quizás sí. Pero si la transición salió bien, fue en gran parte gracias a su moderación. Se merece todo homenaje.

Al_turtusi dijo...

Al fin!
No sabes lo que me ha costado encontrar un blog o foro con opiniones decentes sobre la retirada de la estatua esa.
A la gente de mi entorno les dices que en Roma o Berlín no es normal encontrar estatuas del Duce o el Führer y te contestan con lo de superar heridas abiertas o lanzando pelotas fuera con comentarios del palo "En París hay estatuas de Lenin y de Robespierre".
Por dignidad Franco fuera de nuestros espacios públicos.
Y si ya es parte de la historia como dicen que lo pongan en un museo, collons!

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo en que lo de las dos españas ya esta un poco caduco. No voy a defender ni a unos ni a otros. Aunque es verdad que no puedo estar nunca de acuerdo con la dictadura...

Pero creo que lo de la estatua es otra cosa. Aqui en Lima hace un par de añitos quitaron una estatua ecuestre de Pizarro que estaba en la plaza de Armas, generando todo un debate sobre el fundador de la ciudad de Lima y a la vez conquistador y alegando que la sangre de los indios muertos por los españoles, que cómo se va a permitir homenajear a alguien que representa la muerte de tantos.

Mi opinion entonces era: me da igual si quitan o no quitan el caballito, pero ¿para que gastar tanto dinero en quitar un caballo cuando hace falta para otro monton de cosas que quedan por hacer y que son mas importantes? Y mas aqui, que el subdesarrollo se ve nada mas salir a la calle. En su lugar, no se les ocurrio nada que poner salvo una fea pileta de piedra y una bandera peruana, como si hiciera falta mas bandera, teniendo al lado el Palacio de Gobierno. Para terminar de armarla, poco tiempo despues, no sabiendo donde demonios meter la estatua, le hicieron un parque nuevo para ella solita. ¿Donde quedó lo de la muerte de tantos indígenas? Cada vez mas encuentro paralelos constantes entre Lima y Madrid. Debe ser la globalizacion...

Por cierto, ¿donde se van a reunir ahora los franquistas para celebrar el 20N?

Cos.

Anónimo dijo...

Estoy de acuerdo en que lo de las dos españas ya esta un poco caduco. No voy a defender ni a unos ni a otros. Aunque es verdad que no puedo estar nunca de acuerdo con la dictadura...

Pero creo que lo de la estatua es otra cosa. Aqui en Lima hace un par de añitos quitaron una estatua ecuestre de Pizarro que estaba en la plaza de Armas, generando todo un debate sobre el fundador de la ciudad de Lima y a la vez conquistador y alegando que la sangre de los indios muertos por los españoles, que cómo se va a permitir homenajear a alguien que representa la muerte de tantos.

Mi opinion entonces era: me da igual si quitan o no quitan el caballito, pero ¿para que gastar tanto dinero en quitar un caballo cuando hace falta para otro monton de cosas que quedan por hacer y que son mas importantes? Y mas aqui, que el subdesarrollo se ve nada mas salir a la calle. En su lugar, no se les ocurrio nada que poner salvo una fea pileta de piedra y una bandera peruana, como si hiciera falta mas bandera, teniendo al lado el Palacio de Gobierno. Para terminar de armarla, poco tiempo despues, no sabiendo donde demonios meter la estatua, le hicieron un parque nuevo para ella solita. ¿Donde quedó lo de la muerte de tantos indígenas? Cada vez mas encuentro paralelos constantes entre Lima y Madrid. Debe ser la globalizacion...

Por cierto, ¿donde se van a reunir ahora los franquistas para conmemorar el 20N?

Cos.

Nearco dijo...

Anonymous: Sí bueno, y mi bisabuelo paterno era Sargento de la República y pasó hambre con su familia, y el abuelo materno de la Quinta del Biberón, y se hubo de jamar 7 años de mili por rojo y tuve también un tío-abuelo que era del bando franquista y continuó en la División Azul; o podría mentar el caso de una buena amiga mía cuyos abuelos lucharon uno a cada lado del Ebro, en bandos enfrentados, y, y, y, ¿y qué? ¿Es que hemos de sacar el pedigrí cada vez que se habla de esto? Qué aburrimiento.

Anónimo dijo...

Mi pedigri es mejor: a mi abuelo le perseguian los franquistas por ser socialista y los rojos por ser ingeniero, y tuvo que salir de España por pies antes de que lo mataran. Acabo viviendo todo lo que le quedo de vida en Argentina y sin poder regresar jamas.

Cos.