sábado, febrero 12, 2005

Mágico mundo de color: Iraq tras las elecciones

Bueno, parece que siguen con lo mismo. No sólo hay cosas explotando a un ritmo igual o mayor que antes de las elecciones, sino que además están empezando a matarse entre ellos a un ritmo acelerado. En otras palabras, los chiítas están empezando a rebotarse y cargarse suníes. Si siguen a este ritmo, el escenario de guerra civil que la CIA tenía en mente en el peor de los casos se lo van a encontrar de morros.

A todo esto, la hente de Moqtada Al-Sadr empieza a estar hasta el moño de tanta injerencia americana y tan poca ley islámica, y los ya casi seguros ganadores de las elecciones ya empiezan a enseñar sus cartas "respetando" los derechos de la mujer. No sé si el país acabará siendo una democracia o no (lo dudo mucho), pero por ahora, parece que van derechitos en dirección contraria. Eso si, las elecciones un éxito, aunque no sabemos aún ni el resultado ni la participación (que si llega al 57% de los últimos informes, hará 10 días, será un milagro.).